Declaración AJUNJI Nacional y COLMED

Declaración AJUNJI Nacional y COLMED

image_pdfimage_print

Chile atraviesa una de las peores crisis sanitarias de su historia, con las consecuencias graves que han venido a agudizar la tremenda desigualdad e inequidad social que se arrastra por décadas.

Transcurrido más de un año de la pandemia, con un Gobierno sordo y soberbio, que no ha escuchado las recomendaciones de los expertos en salud, importantes e indispensables para combatir el COVID-19, el virus no ha podido ser controlado. Muy por el contrario, las medidas de ensayo y error solo han aumentado la curva de contagios, enfrentándonos hoy a una segunda ola peor que la primera.

El Gobierno ha sido incapaz de hacerse cargo de la protección social y real de la ciudadanía, debido a que optó por administrar los costos de esta crisis sanitaria, con un perfil neoliberal y economicista, en vez de escuchar a los expertos.

En este escenario tan adverso para la población en general, AJUNJI Nacional ha sido reiterativa -desde los inicios de la pandemia- en señalar que la fase 3 es la que brinda mayor seguridad para iniciar el retorno presencial de las actividades con niños y niñas, en concordancia con lo recomendado por expertos de la salud, entre ellos el Colegio Médico (COLMED) y el mundo científico (CMM), quien hiciera la publicación del estudio sobre “Escenarios para la apertura de escuelas durante el brote chileno de COVID-19”, siendo la condición principal la trazabilidad y aislamiento. Este estudio advierte del gran nivel de riesgo que presenta retomar las clases presenciales en Fase 2.

AJUNJI Nacional ha enfatizado, en todas las instancias correspondientes, que no compartimos el retorno presencial de actividades con niños y niñas en Fase 2, pero no fuimos escuchadas, lo que nos obligó en el mes de marzo 2021 a hacer un llamado a movilizarnos por la protección la salud y vida de las/os funcionarias/os.

A la luz de estos antecedentes, se hace incomprensible que el Ministro de Educación, Raúl Figueroa, siga insistiendo y forzando el retorno presencial de actividades con niñas y niños en fase 2.

Por otra parte, debemos considerar que las/os funcionarios/as han estado a la altura de las circunstancias, manteniendo un alto compromiso; reflejado en la continuidad de sus funciones, ya sea a través del teletrabajo, y siempre manteniendo el vínculo con los niños, niñas y sus familias.

Nuestra responsabilidad como Organización nos llama a exigir a las autoridades las máximas garantías para dar tranquilidad en la vuelta a nuestro lugar de trabajo, con la seguridad que no estará en riesgo la salud y vida de los niños, niñas, funcionarias/os y sus familias.

El retorno presencial para la educación inicial es mucho más complejo, porque se debe considerar la edad de los niños y niñas que se atiende en los Jardines Infantiles. Niños y niñas que requieren de atención especial, que inevitablemente es a través del contacto físico.

Por ello, nuestra preocupación radica en los protocolos sanitarios, los cuales deben contemplar las máximas medidas de resguardo y prevención, tanto para los niños y niñas como para las funcionarias/os.

En este sentido, AJUNJI Nacional se ha puesto en contacto con el COLMED, para socializar todas las interrogantes, aprehensiones y temores frente al Covid-19, que inquietan a nuestras representadas/os, quienes, desde su expertiz, nos pueden orientar, clarificar y entregar herramientas preventivas para enfrentar este virus; como asimismo la opinión fundamentada del Colegio Médico respecto a la apertura de los establecimientos en fase 2, en específico sobre sus riesgos.

Por consiguiente, AJUNJI y COLMED han preparado una instancia de capacitación para nuestras/os representadas/os, oportunidad en que los profesionales del Colegio Médico profundizarán sobre las características específicas del Covid-19, y la manifestación del Síndrome Inflamatorio Multisistémico (PIMS) que afecta a los niños y niñas; entregando instrumentos para fortalecer las medidas preventivas en la transmisión de este virus en un establecimiento educacional, como lo es un jardín infantil.

Finalmente, en tiempos tan complejos y adversos se requiere de la unidad sindical para enfrentar en conjunto los desafíos de esta crisis sanitaria. Las alianzas y colaboración se hacen necesarias para aunar fuerzas, y seguir dando la lucha en contra de los poderosos que se han enriquecido a costa de la vulneración de los derechos laborales.

¡AJUNJI y COLMED UNIDOS POR LA SALUD Y LA VIDA!